Televisión

‘Buffy, Cazavampiros’ y sus episodios más LGTB+

La serie de televisión 'Buffy, Cazavampiros' se proclama como una de las mejores de todos los tiempos temporada tras temporada

Este drama de fantasía adolescente protagonizado por Sarah Michelle Gellar, nominada al Globo de Oro y ganadora del Emmy diurno, como una de las mejores series con habilidades y efector especiales en la que la protagonista será “La Cazavampiros”.

No solo fue la protagonista de la serie la única que recibió elogios por la representación queer que tenían en la serie adolescente. Las brujas residentes Willow Rosenberg (Alyson Hannigan) y Tara Maclay (Amber Benson) también fueron aclamadas por mantener la primera relación lésbica en la televisión estadounidense a largo plazo.

Puesto que a día de hoy la famosa serie sigue inspirando a las nuevas generaciones adolescentes hacemos un pequeño repaso por los episodios más representativos de Buffy, Cazavampiros.

En el final de la segunda temporada, “Clueless” Buffy sale del armario y se declara abiertamente una cazadora de vampiros ante su madre. Tras ver cómo reacciona su madre, Buffy abandona su casa y durante algunos episodios podemos ver como la protagonista vive en la calle.

Muchos adolescentes LGTB+ se pudieron sentir identificados, puesto que el ultimátum que recibe Buffy lo hayan podido escuchar algunas veces por parte de sus propias familias.

Es cierto que Buffy no se declara abiertamente como lesbiana, bisexual o queer, pero su historia sigue influyendo tras 20 años de emisión en la televisión.

En la cuarta temporada, Willow conoce a Tara, su amistad se acerca cada vez más al practicas magia juntas, poco a poco nos damos cuenta de que son más que amigas. Nunca olvidaremos la famosa frase: “Yo soy, tu sabes… tuya”. Momento tremendamente íntimo de las protagonistas.

Es entonces cuando esta pareja de brujas se convierten en una consolidada pareja lesbiana, ambas llegan a criar a Dawn mientras que Buffy estuvo muerta temporalmente. Tara por otra parte intenta curar a Willow en su adicción a la magia y es entonces cuando en el episodio “Once more whith feeling” podemos ver que Willow tiene sexo oral con Tara.

Este episodio fue uno de los más extraños de la serie pero también de la televisión. Se trata de un musical donde se aprecia a un demonio que baila y vampiros que cantan.

Tras la muerte de Tara, Willow se consume de dolor y su fuerza se vuelve imparable. La identidad de Willow por su parte se queda intacta después de la muerte de Tara y su nueva relación con Kennedy.

Sin duda Buffy «La Cazavampiros» fue una de las series que marcó a los adolescentes de los noventa, pero que a día de hoy sigue marcando a las nuevas generaciones de adolescentes.

Fuente
revistadiners.com

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba