HomofobiaSevilla

Párroco impide a un homosexual ser padrino del bautismo de su sobrina

De nuevo, se repite la historia. A un joven homosexual de la localidad sevillana de Paradas, el párroco de la iglesia de San Eutropio, le ha negado la posibilidad de ser padrino de bautismo de su sobrina por su condición de homosexual y, sobre todo, por convivir con una persona de su mismo sexo. El afectado se siente «enfadado y desilusionado» por una decisión que, según el Arzobispado, puede ser recurrida.

No obstante, aunque pueda que ser recurrida desde Togayther no entendemos por qué tienen que repetirse este tipo de historias, ya que la condición sexual de una persona no debe ser ningún tipo de impedimento para nada, y mucho menos para mostrar y demostrar el amor y cariño a su familia. Y desde luego no somos los únicos que piensan así, ya que el grupo de fieles de Nuestra Señora de los Remedios de Paradas (Sevilla) ha mostrado hoy su apoyo al joven Alejandro Rodríguez Portillo, al que el párroco del pueblo le impide ser padrino de su sobrina por ser homosexual y convivir con su pareja. En declaraciones a Efe, la portavoz del grupo, Maribel Rodríguez, ha lamentado que el párroco haya tomado esta decisión con el joven, del que ha dicho que «además de pertenecer a este grupo, es un chico que ha estado siempre con la vida católica del pueblo, practicante, alguien que se merece todo lo bueno que le pueda pasar». Ha indicado que ella misma ha hablado con el párroco, que le ha transmitido que la condición de homosexual del joven no influye tanto en la decisión que ha tomado como el hecho de que mantenga una relación con otro hombre. De hecho, el joven lamentó en declaraciones a Efe que el párroco le dijo que no podía acceder a que fuese padrino de bautizo alguien que difundía imágenes en las redes sociales de una relación homosexual. En definitiva, de nuevo nos coartan la libertad de ser libres y de querer a la persona que decidamos. Y este chico tiene la libertad de decidir ser el padrino de su sobrina, de ser practicante de la religión católica y de estar enamorado de su pareja y evidentemente contarlo a los cuatro vientos.

Stop homofobia

Fuente: La Vanguardia y EFE

Etiquetas

Emilio Cuerva

Ojalá llegue pronto el día en que nadie se crea mejor que nadie, seríamos todos más felices. #StopLGTBIfobia

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar
X