LGTBIfobia

La muerte del chico iraní que fue asesinado por su propia familia por ser gay nos demuestra el peligro con el que viven el colectivo LGTB+ en este país

El joven había sido acosado y amenazado durante años por algunos miembros de su familia pero nunca denunció los sucesos ante la policía por miedo

Si esto fuera una pelicula seria un drama

Un análisis publicado por Amnistía Internacional con el objetivo de conmemorar el Día Internacional contra la Homofobia, la Transfobia y la Bifobia expresa que el asesinato de un hombre iraní homosexual, de 20 años de edad, por su propia familia muestra que la criminalización que existe en este país de las relaciones consentidas entre personas del mismo sexo y de los comportamientos o conductas que no se corresponden con las convenciones de género fomenta los actos violentos y discriminatorios hacia las personas del colectivo.

Asimismo, este asesinato refleja la importancia y la necesidad de que las autoridades iraníes impulsen y lleven a cabo leyes, urgentemente, que protejan los derechos de las personas que forman parte de la comunidad LGTB+.

En este sentido, la directora adjunta de Amnistía Internacional, Diana Eltahawy, sostiene que “el brutal asesinato de Alireza Fazeli Monfared pone de manifiesto las mortales consecuencias de la homofobia alimentada por el Estado, y es un trágico recordatorio de la urgente necesidad de derogar las leyes que criminalizan las relaciones consentidas entre personas del mismo sexo y la conducta de las personas que no se ajustan a las convenciones de género”.

“Estas leyes fomentan un clima permisivo para los crímenes de odio homofóbicos y transfóbicos y legitiman los ataques violentos, incluso mortales, contra personas a causa de su orientación sexual o identidad de género o presunta orientación sexual e identidad de género”, declara Eltahawy según Amnistía Internacional.

Pero, además, Diana resalta que el hecho de que las autoridades iraníes menosprecien la vida y la seguridad de las personas del colectivo LGTB+ sumado a que la mayoría de este tipo de crímenes suelen quedar impunes, “suscitan la alarma por la posibilidad de que este asesinato quede impune”.

“Instamos a las autoridades iraníes a llevar a cabo una investigación inmediata, independiente, imparcial y efectiva sobre el asesinato de Alireza Fazeli Monfared, y a tomar medidas urgentes para proteger a las personas LGBTI frente a la discriminación, el acoso, las agresiones y otros abusos por parte de agentes estatales y no estatales”, reclama Eltahawy.

El joven había sido acosado y amenazado por algunos familiares durante años

Según Amnistía Internacional, algunas personas cercanas al chico que han sido entrevistadas por dicho medio afirman que Alireza había padecido durante años acoso de carácter homofóbico y transfóbico, además de haber recibido amenazas de muerte por algunos hombres de su propia familia, debido a que el joven no se correspondía con los estereotipos de género de Irán.

Sin embargo, la víctima nunca denunció estos actos ante la policía porque tenía miedo a que las autoridades ejercieran la violencia y la persecución contra él.

Riesgos personas colectivo Irán
Foto: FELGTB

En este sentido, las personas que forman parte del colectivo en este país sufren discriminación, acoso, penas, violencia, persecución y detenciones a causa de su confirmada o presunta orientación sexual e identidad de género.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba