Igualdad

La homosexualidad en Uganda, una condición sexual ilegal

Queer Kampala, primer Festival de cine LGTB del país, donde la homosexualidad está penada.

Hassan Kamoga, director de este primer festival realizado en Uganda, dónde ser gay es ilegal, se ha considerado un activista pro-comunidad LGTB, desde que en 2014, el Parlamento de su país debatía una ley anti-homosexualidad (2014). Ha luchado contra ese tipo de leyes utilizando el cine como arma y reivindicación, temiendo en numerosas ocasiones por su vida. Actualmente cambia constantemente de domicilio y aprovecha el apoyo internacional, para refugiarse en él y evitar así que las autoridades lo capturen.

Su activismo lo ha llevado a recibir el rechazo tanto de familiares como de amigos. Tras dirigir su primera película gay, reivindicando los derechos de la comunidad homosexual, decidió el pasado mes de diciembre poner en marchar el primer Festival de cine Gay en Uganda, al que asistieron apenas 800 invitados, todos ellos invitados a través de sms y con todas las medidas de seguridad posibles.

Solo hace unos días participaba como jurado en el Festival de Cine de Berlin, y además ha sido invitado a Bilbao, donde se encuentra actualmente, a la espera de que se celebre el Festival Internacional LGTB Zinegoak, para recoger un premio especial que se le ha otorgado, pos su valentía y su lucha.

Hassan Kamoga, vive un día a día peligroso, ya que el 90% de la población de su país odia a los homosexuales, piensa que están contagiados por la cultura occidental y aprovechan la religión para crear odio y rechazo. El festival que se llevó a cabo en diciembre, tuvo mucho éxito, es cierto que el primer día acudieron apenas unas 150 personas, pero sin embargos consiguió reunir a casi unas 800, tras tres días cine, reuniones, charlas, etc. El cineasta activista, se siente muy orgulloso de su trabajo, y no dejará que el miedo no lo deje luchar por los derechos de la comunidad LGTB.

Nosotros le damos todo nuestro apoyo, y pensamos que la gente como él, que reivindica y lucha por los derechos de los colectivos más desfavorecidos, es la que realmente cambia el mundo.

 

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba