Entrevistas

Hablamos con Alberto Ramos sobre “Eighteen, su libro de poesía LGTB+ más personal

“Vivir en extremos de tal manera me hacía expresarme, escribir e ilustrar en extremos también” nos confiesa Alberto Ramos al preguntarle por su primer libro de poesía LGTB+ autobiográfico, "Eighteen"

Alberto Ramos (@albeertoramos) decidió plasmar en un libro de poesía e ilustraciones LGTB+ todo el calvario vivido en un instituto de Suecia, y es que con sólo 15 años decidió vivir una experiencia nueva e irse con su mejor amiga (de nacionalidad sueca) a un instituto allí. Todo parecía que iría sobre ruedas hasta que se chocó de frente con la peor realidad. 

El joven malagueño de 18 años pasó sus peores años en ese instituto mientras estudiaba los cursos de bachillerato internacional. Fueron años de abusos, intimidaciones, desprecios y bullying por parte de sus compañeros debido a su orientación sexual, los cuales no cesaron a pesar de las denuncias legales que se interpusieron. Fue entonces cuando Alberto decidió denunciarlo públicamente y a través de sus redes sociales, llegando así a los medios de comunicación. 

Hemos tenido el placer de hablar sobre el poemario LGTB+ “Eighteen” con el propio autor. Nos ha explicado que el libro es una expresión de todo su dolor en esos años y que se trata de un viaje de crecer y convertirse que refleja lo que es el camino del abuso, el suicidio, el amor, la pérdida, el bullying, el trauma, y la homofobia entre otras cosas.  

Este libro de poemas está dividido en tres partes, cada una de las cuales nos cuenta el proceso de superación personal que llevó a cabo el autor esos años. La primera de las partes, “el fin“, está representada como la larva y se encarga de los temas más oscuros; la segunda parte, “la transición“, ha sido representada como la pulpa y trata el autodescubrimiento, el perdón y la cura; la última parte, “el principio“, está representada por la mariposa y es una celebración a uno mismo, al amor propio y la belleza de la vida.

Libro poesía LGTB+
“The Visual Journey” Alberto Ramos

Hemos visto en tus redes sociales que no has dejado de viajar y visitar nuevos países a pesar de la experiencia que tuviste en Suecia, ¿quieres mandar con esto un mensaje de decir “no” al miedo?

Me alegra un montón que comentes eso, porque es exactamente lo que he querido hacer y es la primera vez después de haber sido entrevistado numerosas veces que me preguntan algo similar. Nunca, jamás, me quedaré (ni alentaré a nadie a quedarse) encerrado en casa para protegerme del mundo. Es para mí muy importante, por encima de todo, vivir. Nunca nadie me va a quitar la pasión tan intensa que siento por esta vida, siendo dicha pasión en gran parte, mi amor por conocer este mundo tan bonito en el que vivimos. Tener la oportunidad de viajar tanto y sin tener apenas dinero ha sido para mí una experiencia extremadamente sanadora, ya que me ayudaba a ver mundos diferentes al que vivía allí en Estocolmo, que era sin duda uno muy oscuro y desagradable. Eso mismo quería transmitir no solo en las redes sociales sino a mi entorno, (especialmente en una situación en la que se me intimidaba y acosaba de tal manera): nunca me vais a frenar de hacer lo que me hace feliz.

¿Qué se siente al compartir el puesto de “lo más vendido” de Poesía LGBT en Amazon con Lorca?

Para ser sincero; por una parte no termino de creérmelo. Por otro lado. sí que es verdad que con “eighteen” he sentido que llegaría lejos desde el principio, era un presentimiento que crecía inevitablemente en mí. Algo dentro de mí rugía y ruge: “no has pasado por todo esto para seguir con tu vida tal cual. No has pasado por estos abusos sexuales, esta intimidación, por esta deshumanización tan salvaje desde tan temprana edad y sin misericordia alguna, para, ignorar lo ocurrido y no hacer nada más al respecto.” Vivir en extremos de tal manera me hacía expresarme, escribir e ilustrar en extremos también. Y todo eso está plasmado en “eighteen”. Es por esa pasión tan real y a corazón abierto que creo que Lorca y yo compartimos un público muy especial.

Podemos ver que ahora está en auge los poemarios de personas influyentes de las redes sociales, ¿tuviste algún referente al pensar en plasmar todo lo que estas viviendo en un libro de poesía?

Absolutamente sí. Dos, de hecho. Nayyirah Waheed y Rupi Kaur. No son muy conocidas en España por lo que tengo entendido; son dos escritoras de origen afroamericano e hindú, respectivamente, y ambas me apasionan. Al que las lea, y también lea “eighteen”, encontrará claras similitudes, cosa que me enorgullece, porque creo que ambas escritoras son unas artistas que han luchado con su poesía contra el racismo y que han apoyado el movimiento feminista también. Desde muy pequeño me apasiona la lectura y visitar librerías en diferentes ciudades, y así conocí los poemarios de Rupi, en una librería en Londres de casualidad, y a Nayyirah la vi en Instagram y me enamoré de su sofisticación. Me gusta pensar que soy como el hijo gay de Nayyirah y Rupi, que, en lugar de escribir sobre el racismo como hacen ellas, lo hace por la comunidad LGBT+.

Libro poesía LGTB+
“Eighteen” Alberto Ramos

Hoy en día las redes sociales nos ayudan en muchos ámbitos y tú has podido vivir eso, ¿animas a que se cuenten malas experiencias por este medio? ¿confías en que es un buen medio de denuncia social?

Pues verás, mi yo irracional, ese empujado por mi propia experiencia, gritaría que sí, absolutamente sí. Pero mi yo analítico y empático aconsejaría que, aunque sin duda puede ser de gran ayuda denunciar algo en los medios en muchos casos, hay ciertos casos en los que quizá no lo sea tanto, y creo que más que pensar en si deberías o no, deberías de pensar en protegerte. Por ejemplo, yo, junto con mi instituto, denuncié a estas personas a la policía (total de dos denuncias, una con todo el peso del centro escolar) antes de publicarlo en las redes y además tuve la suerte de que a la semana de publicarlo, ya había salido en televisión, en los periódicos, revistas, radios más influyentes de Suecia, entre otras cosas. De no haber sido así, quizá hubiera sido peligroso para mí que estas personas (que me querían, literalmente, muerto) tomaran represalias en mi contra. Aún con la policía y los medios a mis espaldas era peligroso, pues era una situación muy expuesta para mí y a alguno de estos chavales se le podría haber cruzado un cable y darme un mal golpe, y no lo cuento. Tomé medidas (pulseras de seguridad, estar siempre acompañado, no coger el autobús que iba directamente al instituto…) para sentirme más seguro, y al final me salió bien. Lo que quiero decir con esto es que, siempre animo a enfocar vuestra integridad, vuestra seguridad, lo primero. Es decir, haced balanza sobre los pros y los contras, qué puedes potencialmente ganar y/o perder, y ver si así, según tu caso, por el potencial a alcanzar a muchas personas y etcétera, puede ser conveniente para ti o no denunciarlo en las redes.

Sabemos que estas trabajando en un nuevo libro, ¿tiene algo que ver con “Eighteen” y tu experiencia en Suecia?

Mi nuevo libro tiene todo y a la vez nada que ver con “eighteen” (cuando lo veáis lo entenderéis) pero lo que sí quiero desvelar por primera vez es que, si “eighteen” es LGBT+, mi próximo libro será LGBT+ x 1.000.000. Inevitablemente, tales vivencias (las vividas en Suecia) se verán de una manera u otra reflejadas en mi próximo libro dado que al ser una parte de mí, un hijo, va a estar condicionado parcialmente por mis experiencias, especialmente aquellas de mayor impacto en mi vida. Mi próximo libro será algo incluso más atrevido, transgresor y diferente de lo que ya de por sí es “eighteen”. Literalmente, lo nunca visto.

¿Cómo llegas a convertir el dolor, incluso el pensamiento de suicidio, en arte?

La verdad es que, más que convertir una cosa en otra, ha sido mi inexorable pasión por la vida, por el mundo y por las personas que habitan en él, que han colapsado con mis experiencias traumáticas como el abuso, el bullying y la pérdida (que a su vez han llamado en mí al suicidio) haciendo de ese choque tan curioso el arte. A “eighteen”.

¿Qué consejo podrías darle a los jóvenes que sufren situaciones parecidas a las tuyas en los institutos y demás instituciones educativas? ¿Cuál crees que es el cambio más significativo que se puede hacer para evitar estas situaciones?

  Me resulta difícil decir algo generalizado que sirva para todos, por no decir imposible, pero sí que creo que suele ser una muy buena idea “hacer ruido”. Es decir, con los padres, tus compañeros, directores/as, subdirectores/as, demás profesores: que todos (los que tú quieras que) se enteren de lo que te está ocurriendo. Que no quede por tu parte el no intentar buscar ayuda externalizando tu situación. Y luego, el cambio que hace falta es educación. Yo intenté, con un proyecto humanitario que creé a principios del año pasado llamado “Wall of Humanity”, concienciar a los jóvenes sobre los efectos de la homofobia, del racismo, del abuso sexual y etcétera. Pero en mi instituto los alumnos escupieron, rajaron, y rompieron todo lo relacionado con el proyecto, cosa a la que los profesores hicieron oídos sordos y que yo decidí compartir en los medios de comunicación también, aunque esa es otra historia. Insisto en que hace falta facilitar la adaptación para que nadie sea maltratado de tal manera, que se les eduque a los jóvenes con diferentes programas, charlas, actividades y demás para que ellos mismos descubran el por qué la homosexualidad es natural, por ejemplo, o por qué el feminismo es necesario, y etcétera. Espero haber puesto mi granito de arena con “eighteen” para ello, para plantar ese granito de concienciación y empatía en aquel que lo lea. Eso, referente a los demás y, referente a ti, lo mejor que puedo decirte es que hagas lo necesario para comprender que eres maravilloso/a desde el momento en el que has puesto un pie en este mundo y que nadie te va a quitar eso, nunca. Que te perdones, te comprendas, te quieras, no te culpes, y no seas malo/a contigo. Ya bastante tienes con que se porten de tal manera como para que tú no te trates bien a ti mismo/a tampoco. Sé tu mejor amigo/a. Tu mayor fan. Apóyate mucho, abrázate, cuídate, protégete. No te olvides de que el hecho de que muchas personas digan algo no lo convierte en realidad. Entiende que eres libre. Que eso es lo que de verdad les molesta, y no otra cosa. Y no dejes que nunca nadie te haga sentir lo contrario.

¿Qué podemos esperar ahora de Alberto Ramos? ¿Pretendes convertirte en un referente en la comunidad LGBT+?

Alberto va a full. Sin filtros, como la vida misma. No he llegado hasta aquí para solo llegar hasta aquí. Ahora mismo, entre promociones y entrevistas varias, estoy trabajando en un proyecto llamado “el camino visual” (“the visual journey”, en inglés) que consiste en recrear a través de arte y fotografía el libro “eighteen” de manera explícita, cosa que comparto en mis redes sociales, Instagram y Twitter (@albeertoramos). Por otro lado, para mí ser un referente de la comunidad LGBT+ sería literalmente un sueño hecho realidad. No hay cosa que más desee, y te lo digo con el corazón en la mano. Siento una pasión enorme por conectar, ayudar, representar, a esta preciosa comunidad.

Libro poesía LGTB+
“The Visual Journey” Alberto Ramos

Ha sido un placer encontrar un nuevo escritor tan joven que adora el colectivo LGTB+ y defiende sus derechos a la vez que da aires de esperanza a chicxs que puedan sufrir situaciones parecidas a las que vivió él. Estamos segurxs que tendrá un futuro brillante y nos mantendremos a la espera de sus próximas publicaciones. 

Etiquetas

Togayther

Togayther, toda la actualidad LGTBI de Andalucía: Educación, Música, Cine, Chulazos, Igualdad, Guía Gay, Agenda, Fiestas, Tienda y mucho más.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Podría interesarte

Cerrar
X