DestacadasEn PantallasVisibilidad LGTB

La terrible situación del colectivo LGTB+ en Guínea que muestra un participante en ‘First Date’: “En mi país ser gay es algo terrible”

El joven de 21 años acudió al famoso programa de citas donde afirmó: “Suelo vestirme de mujer porque me siento más chica que chico”

Mohammed sorprendió al presentador de First Date, Carlos Sobera, entrando al programa con un vestido rojo, sandalias de tacón y chaqueta del mismo color que el vestido. “Suelo vestirme de mujer porque me siento más chica que chico, y me gustaría ser un modelo internacional como Naomi Campbell”.

Mohammed en 'First Date'
Mohammed en ‘First Date’

Carlos Sobera se interesó por la vida personal del joven preguntando por sus orígenes.»Llevo siete años en España, pero soy originario de Guinea Conakry. En mi país, ser gay es algo horrible».

Mohammed no dudó en agradecerle la ayuda que le brindó su padre para poder salir de su país de origen y comenzar su vida en otro lugar, tal y como comentó en la conversación que mantuvo con el presentador.

Antes de que entrase su cita, Sobera aprovechó para preguntarle acerca de su vida sentimental al comensal del restaurante del amor. «No me he enamorado nunca, ni he tenido ninguna relación».

La cita entre Mohammed y Julián

La cita de Mohammed fue Julián un joven de 19 años residente en Granada que se presentó a sí mismo como: “una persona apasionada por la moda, el maquillaje, combinar mi ropa, cuidar mi piel y, además, me hago permanentes…».

Al pasar a la mesa, se pudieron conocer más a fondo y Mohammed no dudó en compartir con Julián como fue su llegada a España con tan solo 14 años: «Imagínate en medio del mar, flotando en una patera con cincuenta y tantas personas más».

Como a cualquier persona, la historia de Mohammed conmovió a Julián, que respondió “debes haber pasado mucho menos”. A lo que el modelo contestó que en África se vive con más miedo siendo gay.

Tras este momento, el restaurante se convirtió en una pista de baile para Mohammed, donde demostró todo su talento como bailarín, alentado por su cita y dejando a un lado lo que la gente pudiese pensar de él. «No tengo preocupación de nada, soy yo mismo».

En la decisión final, Julián sí que se mostró receptivo para tener una segunda cita con Mohammed: «Me ha gustado su personalidad y me gustaría conocerlo más». El modelo rechazó esta oferta, ya que no se había sentido atraído físicamente por Julián, pero que veía la posibilidad de conocerlo como amigo.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba